En este barrio popular la salsa sigue

Por Frank Patiño

(Tomado de la Revista La Lira)

eddy-jey-cantante-cartageneroEran las seis de la tarde y, como todos los viernes, los transeúntes del barrio Los Caracoles pasaban por la Tienda – Terraza San Martín y se detenían por una cerveza, a escuchar música un rato, pero esta vez había algo en la escena que era distinto: dos tornamesas – como escapados de una máquina del tiempo – esperaban a dos coleccionistas que programarían verdaderas gemas de la música antillana. Seguir leyendo

Anuncios
| Deja un comentario

Hace 50 años: Colombia campeón de la Serie Mundial de Beisbol

Raúl Porto Cabrales

estadio_once_de_noviembre-1965Ha llegado el momento de celebrar las Bodas de Oro de aquel título mundial que hace 50 años obtuvo el béisbol colombiano con una selección integrada por peloteros bolivarenses, atlanticenses, cordobeses, magdalenenses y sanandresanos, en el templo de la pelota nacional, como lo fue en el estadio Once de Noviembre de Cartagena, un 27 de febrero de 1965, repitiendo la historia de 18 años atrás. Seguir leyendo

Publicado en Mi gente... | Deja un comentario

Festival de Música del Caribe: Africanía para las clases medias

n710040516_2482030_3605Frank Patiño y Jairo del Río

La tradición de la música africana en Cartagena, se remonta al decenio de los años setenta. Poderosas máquinas de sonido se instalaban en los playones del Suroriente cartagenero y en la parte posterior de las faldas del Cerro de la Popa. La champeta, nombre con el que se llamaba a la música africana y afrocaribeña, había desplazado la salsa del gusto musical popular de la ciudad y emergía con una fuerza incontenible y vital que se extendía por toda la ciudad a pesar de la negación histórica a la que ha sido sometida la cultura popular en una ciudad donde la élite siempre ha tenido una tendencia hispanizante. Seguir leyendo

Publicado en Salsa y socialismo | 1 Comentario

Al son que le toquen

Rodolfo Lara Mendoza

dragon4Lo primero que uno ve asomar por entre el resto de bailadores es una pierna estirada hacia el frente, que vibra como un martillo neumático de esos que se usan para reventar concreto. Después, hace su aparición el resto del cuerpo, dando brincos cortos pero rapidísimos, espasmódicos, al ritmo de la descarga que esté sonando. Otras veces es lenta cadencia, reforzada por la expresión del rostro y los movimientos de las manos, y, en uno u otro caso, siempre, una pose final que puede tener un ligero sesgo cantinflesco o que lejanamente nos recuerde un paso de Shakira o Michael Jackson. Seguir leyendo

Publicado en Mi gente... | Deja un comentario

Tintililillo, tintililillo… el pregón novembrino

 

Frank Patiño

La Fiesta de la Independencia de Cartagena es una efemérides difícil. Conmemorar la independencia el 11 de noviembre de 1811 en un país que dice haber derrotado las tropas coloniales el 7 de agosto de 1919, pero que celebra como día patrio un 20 de julio de 1810 genera, por lo menos, una incomodidad cronológica.  Seguir leyendo

Publicado en Una calle al mundo | 1 Comentario

La esquina: club social de los barrios populares

esnaquiJorge Reales

Probablemente para muchos colombianos la esquina es solo un sitio o punto de referencia geográfico, sin embargo para quienes nacimos y crecimos (y aspiramos morir) en los barrios populares del Caribe Colombiano, las esquinas (en adelante, la Esnaqui para utilizar la palabra con que sus concurrentes designan al sitio) son un escenario de confluencia social en el que sus habitantes tertulian sobre una amplitud de temas: política, religión, deportes, música, en fin, ningún tema escapa al debate esquinero. En otras palabras la Esnaqui es el club social de los barrios populares. Seguir leyendo

Publicado en Mi gente... | 3 comentarios

Tres de García Márquez en tiempo de mambo

BETTY DI ROMA

Tres textos de Gabriel García Márquez sobre el mambo publicados en el Diario El Heraldo en 1951: “Posiblemente el mambo sea un disparate. Pero todo el que sacrifica cinco centavos en la ranura de un traga-níquel es, de hecho, lo suficientemente disparatado, como para esperar que se le diga algo que se parezca a su deseo”. Seguir leyendo

Publicado en Salsa y socialismo | Deja un comentario